Amigos que me siguen

sábado, 25 de marzo de 2017

TARTALETAS DE MANDARINA CON GALLETA Y MASCARPONE. RETO ALFABETO DULCE




Hola a tod@s:
Hoy es el día del padre y por eso he preparado este postre con el que participo en el RETO ALFABETO DULCE, que como cada mes nos presenta Ana, del blog Cook the Cake.


Para conocer el reto y saber como participar, clicar AQUÍ

En esta ocasión, los ingredientes principales a utilizar son mandarina y galletas, así que investigando por la red me he decantado por hacer esta receta basada en la tarta mousse de queso batido y mandarina que encontré en la página cookpad.com y que podeis ver AQUÍ.
Como siempre, no he seguido la receta al pie de la letra, sino que la he adaptado a los ingredientes que tenía en casa. Espero que os guste.

Ingredientes para tres tartaletas grandes:

- 2 mandarinas grandes ( el zumo y la ralladura).
- 250 gr de queso mascarpone.
- 1 lata de mandarinas en almíbar.
- Galletas tipo chiquilín.
- 2 cucharadas soperas colmadas de azúcar.
- 200 ml de nata líquida.
- 3 hojas de gelatina ( yo hacendado).

Preparación:

1- Preparamos todos nuestros ingredientes antes de empezar a cocinar.


2- Ponemos a hidratar las hojas de gelatina en agua fría. Lavamos bien las mandarinas y rallamos la cáscara (solo la parte naranja). Exprimimos las dos mandarinas. Ponemos la nata en un recipiente que pueda ir al microondas,


3- Calentamos la nata con el azúcar 1 minuto en el microondas de forma que esté caliente pero no hierva. Removemos para disolver el azúcar. Echamos las hojas de gelatina ya hidratadas y escurridas y removemos otra vez para que se disuelvan bien.


4- Añadimos el queso mascarpone, la ralladura de la mandarina e integramos.




5- Echamos el zumo de mandarina y damos unas vueltas para que se mezcle todo. Reservamos la crema


6- Ponemos galletas en el fondo de los recipientes donde vayamos a servir el postre y repartimos la crema  en ellos; como veis, yo he hecho esta paso antes de preparar la crema.


7- Metemos los recipientes en la nevera durante tres horas al menos (yo lo he dejado toda la noche) para que tome cuerpo.


8- A la hora de servir, decoramos la crema con gajos de mandarina en almíbar.


¡¡BUEN PROVECHO!!

lunes, 20 de marzo de 2017

CREMA QUEMADA DE MANGO. RETO DIS-FRUTA



 Hola a tod@s:

Un mes más os traigo una receta dulce con la que participo en el RETO DIS-FRUTA que nos presenta Lidia, del blog Nunca es demasiado dulce. 



Para conocer el reto y saber como participar, clicar AQUÍ

Esta vez tenemos que cocinar con frutas exóticas; de este tipo de fruta hay una enorme variedad, pero no son muy fáciles de encontrar, así que he elegido el mango porque seguro que lo teneis tanto al natural como en almíbar en casi todos los supermercados y además tiene un montón de beneficios para nuestra salud. Espero que os guste



Y ahora vamos con la receta:

Ingredientes para dos personas:

- 1 mango maduro pelado.
- 125 gr de queso mascarpone.
- 100 ml de yogurt griego.
- 2 cucharadas de azúcar para la crema.
- 4 cucharadas de azúcar moreno para el caramelizado.
- Una cucharada de moka rasa de jengibre molido.
- La ralladura de una naranja o un limón.

Preparación:

1- Preparamos todos nuestros ingredientes antes de empezar a cocinar.


2- Cortamos en cuadrados el mango y lo ponemos a escurrir en un colador para que suelte el agua que pueda sudar. En un bol mezclamos el queso mascarpone con el yogurt y las dos cucharadas de azúcar.


3- Añadimos  a la crema el jengibre molido y la ralladura de naranja. Removemos hasta integrar los ingredientes.


4- Repartimos el mango entre los dos recipientes que vayamos a utilizar.


5- Ponemos por encima la crema y alisamos con ayuda de una cuchara. Metemos al congelador un par de horas.


6- Pasado el tiempo de congelación, sacamos los recipientes y los espolvoreamos con azúcar moreno hasta que cubra toda la superficie. Con ayuda de un soplete de cocina, caramelizamos el azúcar y metemos a la nevera hasta el momento de consumir.


Nota: Este postre se tiene que consumir el mismo día que se prepara.

La receta original la he encontrado en la página Lo que no sabías .net y la podeis ver Aquí

¡¡ BUEN PROVECHO !!

miércoles, 15 de marzo de 2017

CROQUETAS DE MERLUZA Y GAMBAS


Hola a tod@s:
Hoy es el cumpleaños de una amiga y me ha pedido que le prepare unas croquetas de merluza y gambas para la merienda.  Aquí están, espero que os gusten.

Ingredientes para unas 20 croquetas grandes:

- 700 ml leche entera.
- 300 ml nata liquida de cocinar.
- 1 cebolla
- 40 gr de mantequilla sin sal.
- 40 gr de aceite de oliva vírgen extra.
- 170 gr filetes merluza sin piel.
- 100 gr de gambas peladas.
- 100 gr harina de trigo.
- 2 huevos para el rebozado.
- Sal.
- Pimienta
- Nuez moscada
- Harina y pan rallado para rebozar
- Aceite de oliva virgen extra para freír.

Preparación: 
   
1- Ponemos en una olla la leche y  la nata liquida a calentar;  cuando vaya a empezar a hervir apagamos  el fuego y dejamos templar.

2- Cortamos la cebolla bien pequeña y la rehogamos en una sartén con los 40 gr de aceite y la mantequilla  a fuego medio-bajo hasta que esté transparente pero sin que coja color.

3- Cortamos en trozos  pequeños la merluza y las gambas y cuando este la cebolla bien pochada las echamos  y lo rehogamos todo junto unos minutos hasta que el pescado cambie de color. 

4- A continuación  echamos la harina y la rehogamos bien dándole vueltas hasta que no quede ningún resto de harina cruda. Añadimos sal, pimienta y nuez moscada al gusto.

5- Cuando este bien rehogada la harina echamos la leche con la nata templada dándole vueltas sin parar hasta que se espese. Tiene que desprenderse con facilidad de las paredes de la sartén.

6- Ponemos la masa en una bandeja, tapamos con papel film y la dejamos dejamos enfriar a temperatura ambiente. Después la metemos  en la nevera  de un dia para otro para que tome cuerpo.

7- Cogemos  porciones  de masa y les damos forma de croqueta del tamaño que mas nos guste; las pasamos  primero por harina, luego por  huevo batido  y por último por  pan rallado.

8- Una vez hechas todas las croquetas, las volvemos a pasar otra vez por pan rallado para que al freír no se rompan.

9- Las vamos friendo por tandas en aceite bien caliente  hasta que estén doradas y las ponemos sobre papel absorbente para que suelten el exceso de grasa.

10- Servimos acompañadas de una ensalada de tomate natural.

¡¡BUEN PROVECHO !!

viernes, 10 de marzo de 2017

FIDEUÁ DE GANDÍA. RETO LA COCINA TYPICAL SPANISH



Hola a tod@s
Hoy os traigo la receta con la que participo en el RETO LA COCINA TYPICAL SPANISH de este mes en el cual el ingrediente principal tiene que ser la pasta.


Para conocer el reto y saber como participar, clicar AQUÍ

Se me ha ocurrido hacer este plato porque tiene una historia muy peculiar, la cual os cuento ahora,  y porque es uno de los que más gustan en mi casa.

A principios del siglo XX (allá por los años 1912 – 1914), las barcas de “arrastre”, también llamadas “de bou”, salían a faenar desde el Grau de Gandía. Barcas que zarpaban sobre las cuatro de la mañana para regresar, a primeras horas de la tarde al puerto con lo pescado para subastarlo en la lonja. Esta rutina no cambiaba en todo el año. Así pues, las barcas salían de noche, y mientras en verano volvía a la luz del atardecer, en invierno, regresaban también de noche.


En una de estas barcas, la “SANTA ISABEL”, con 6 marineros a bordo, aconteció que llegado el momento de preparar la comida, el cocinero, ese día, quiso deleitar al resto de la marinería con sus dotes culinarias, preparando una fantástica paella de marisco. Para ello, y con mucho primor, apartó unas gambas y unas cigalas, cortó y troceó un rape, y previamente puso a hervir toda la morralla de pescado para hacer un buen caldo y conseguir así una fantástica paella que compartir con sus compañeros de marras.
De la forma más tradicional, puso a sofreír las gambas y cigalas con el resto del pescado, el tomate troceado, los ajos, la cebolla y un poco de pimentón con buen aceite de oliva. Pero cuál sería su sorpresa, al darse cuenta que no quedaba a bordo nada de arroz, y sí fideo compacto (del espagueti).
La falta de arroz era un contratiempo importante, así que se puso a pensar cómo resolver el dilema y qué hacer con todos esos ingredientes a punto de caramelo. Fue así, como se le ocurrió trocear el fideo y añadirlo a la paella como si fuese verdaderamente arroz y tratándolo como tal. Dejó secar el fideo ya cocido como si fuese la paella de marisco normal que se había propuesto realizar, y se dispuso a servirlo a sus compañeros. El cambio le salió bien al cocinero que a todos sorprendió gratamente, gracias al potente sabor que tenía la invención.
Terminada la comida, el dilema era decidir cómo podría llamarse este nuevo plato nacido en alta mar del descuido y de la imaginación de un cocinero.
 Después de propuestas y más propuestas, optaron por definirlo con un nombre muy “gragüero” (proveniente del Grao de Gandia) y sin ningún tipo de traducción a otros idiomas. De aquí surgió la “FIDEUÀ”, que por haber nacido donde nació,  pasó  a ser conocida como “FIDEUÀ DE GANDIA”

Fuente: http://fideuadegandia.org/historia-de-la-fideua-de-gandia/

Y ahora vamos con la receta tal y como yo la preparo.

Ingredientes para 3 personas:

- 8 gambones grandes.
- 100 gr de mejillones limpios y sin valvas.
- 100 gr de almejas limpias y sin valvas.
- 1 sepia mediana troceada.
- 250 gr de fideos del nº 4
- 2 cucharadas de tomate frito casero con cebolla.
- 1,5 litros de caldo de pescado casero.
- Azafrán en hebras.
- Aceite de oliva vírgen extra.
- Sal al gusto.
- All i oli casero si os gusta

Preparación:

1- Comenzamos preparando el fumet que vamos a utilizar; para ello, quitamos la cabeza y el caparazón a los gambones y reservamos el cuerpo. Ponemos las cabezas y caparazones en una olla con un poco de aceite de oliva y los freímos dos minutos a fuego medio- bajo para que suelten los jugos. 


2- A continuación añadimos el caldo casero y lo dejamos calentando hasta el momento de utilizarlo.


3- Ahora quitamos el intestino a los gambones y las valvas a las almejas y mejillones para dejarlos bien limpios.


4- Ponemos un cuenco con un poco de agua caliente y echamos el azafrán para que vaya hidratando y se aprecie mejor su sabor a la hora de utilizarlo.


5- Lavamos y troceamos la sepia en cuadrados de unos 2 cm.


6- Ponemos una paellera al fuego y sin nada de aceite freímos la sepia hasta que se haya evaporado  toda el agua que suelta; esto lo hacemos para que a la hora de cocinarla no salga dura. Retiramos y reservamos.


7- En la misma paellera, echamos un poco de aceite y freimos los cuerpos de los gambones. Retiramos y reservamos.


8- Echamos ahora el tomate casero con cebolla y los fideos; damos unas vueltas para que tomen un poco de color, pero con cuidado que no se quemen.


9- A continuación añadimos la sepia, el azafrán con el agua de remojo y el caldo caliente colado para eliminar los restos de cabezas y caparazones. Dejaremos cocer 10 minutos.


10- Pasados esos 10 minutos, añadimos los mejillones y las almejas; probamos el caldo y rectificamos de sal si es necesario. Dejamos cocer 5 minutos más.


11- Cuando casi lo vayamos a retirar del fuego, añadimos los gambones y dejamos cocer un minuto más. 


12- Servimos inmediatamente acompañado de una salsera con all i oli si os gusta, yo no lo hago.


¡¡BUEN PROVECHO!!

domingo, 5 de marzo de 2017

ALMENDRADO DE POLLO. RETO COOKING THE CHEF


Hola a tod@s
Hoy os traigo una receta de pollo muy original con la que participo en el RETO COOKING THE CHEF, que cada mes nos proponen Abril y Aisha del blog Cooking the chef. En esta ocasión el elegido ha sido Enrique Olvera, todo un maestro en comida mexicana.
La receta la encontré en la página  recetas-mexicanas.org y la podeis ver AQUI.
Yo como siempre, la he variado un poco para adaptarla a los gustos de mi casa.

Para conocer el reto y saber como participar, clicar Aquí

Y ahora vamos con la receta.

Ingredientes para 4 personas:

- 1 kg de contramuslos de pollo deshuesados.
- 4 cucharadas soperas de tomate frito casero.
- 1 cucharada sopera de harina de almendra.
- Un puñado de pasas sin semillas.
- 1 lata pequeña de aceitunas sin hueso.
- 1 cucharada de postre de ajo picado.
- Pimienta molida.
- 2 clavos.
- 500 ml de caldo de pollo.
- 1 cucharada sopera rasa de orégano.
- 1 rebanada de pan frito.
- Aceite de oliva virgen extra.
- Sal.

Preparación:

1- En una cazuela ponemos un poco de aceite y sofreímos el pollo salpimentado  hasta que esté dorado. Lo mejor es hacerlo por tandas para que se haga bien. Retiramos y reservamos en un plato.


2- Una vez frito todo el pollo, retiramos casi todo el aceite y la grasa de la cazuela y echamos el ajo, el tomate, las especias y las pasas. Damos unas vueltas para que se unan los sabores.


3- A continuación añadimos  el pollo frito con el caldo que haya soltado en el plato, damos unas vueltas y echamos el caldo de pollo. Dejamos cocer el conjunto 10 minutos.



4- Hacemos una picada con el pan frito y la harina de almendra, lo echamos a la olla junto con las aceitunas y dejamos cocer el conjunto 10 minutos más o hasta que el pollo esté tierno.


5- Servimos el pollo con la salsa bien caliente por encima.



¡¡BUEN PROVECHO!!

miércoles, 1 de marzo de 2017

ALBÓNDIGAS MORUNAS. RETO COCINA DE PELÍCULA


Hola a tod@s:
Hoy os traigo otra receta de albóndigas ¡¡¡ sí una más !!! pero esta vez es por una buena razón, la participación el el RETO COCINA DE PELÍCULA que cada mes nos propone Elena del blog Dulces helen's.


Para conocer el reto y saber como participar, clicar AQUÍ

 En esta ocasión la película elegida es  uno de esos film que al menos una vez en la vida merece la pena ver, Casablanca.


Os cuento el argumento para que os suene familiar:
En la ciudad marroquí de Casablanca, Rick Blaine, un ciudadano americano que ha sido expatriado, lleva el negocio del "Café de Rick", un café en el que se reúnen los apatrias, los exiliados de la Francia ocupada por los nazis, gente corriente, oficiales del Reicht y ladrones.
Un día, Ugarte, un ladrón conocido por Rick, se presenta en su bar llevando unos valiosos documentos que resultan ser salvoconductos, con los que cualquier persona podría llegar a Lisboa, el único puerto neutral durante la guerra que podría llevarles a Estados Unidos. Antes de poder venderlos es detenido por la policía, que manda Louis Renault, un oficial comprado a los nazis. Antes de desaparecer, Ugarte confía los documentos a Rick.
La situación de Rick se complica en Casablanca al aparecer por su bar una antigua amante llamada Ilsa quien le dejó en París por su marido, Victor Laszlo que le acompaña en la ciudad. Laszlo resulta ser un líder de la resistencia checa que, conociendo que Rick tiene los salvoconductos, pretende hacerse con los dos.


Cuando Louis detiene a Victor por un delito menor, Rick, jugando a dos bandas, le dice que le puede dejar libre por ese hurto, para así detenerle por tráfico de salvoconductos. Cuando Louis va a arrestar a Victor, Rick le apunta con una pistola, destapando su coartada. La película termina en un aeródromo, donde están Louis, Rick, Ilsa y Victor. Ilsa y Victor acaban subiendo al avión que los llevará lejos de Casablanca, en uno de los finales más recordados del cine.

Fuente: http://www.sensacine.com/peliculas/pelicula-2645/

Y ahora vamos con la receta:

Ingredientes para unas 20 albóndigas grandes:

- 500 gr de carne picada de vacuno y cerdo.
- 2 rebanadas de pan de molde sin corteza o 50 gr de miga de pan.
- 1 huevo tamaño L.
- Un puñado de pasas sin semillas.
- 1 cucharada de postre rasa de ajo picado.
- 1 cucharada de postre rasa de Ras el Hanut.
- 1 cucharada de postre rasa de comino molido.
- Media cucharada de postre rasa de canela molida.
- Media cucharada de postre rasa de nuez moscada.
- Media cucharada de postre rasa de pimentón dulce
- Una cucharada sopera de perejil picado.
- Una pizca de pimienta.
- 1 cebolla.
- 1 zanahoria.
- 1 vaso de vino blanco.
- 2 cucharadas de tomate frito casero.
- Aceite de oliva virgen extra.
- Sal
- Harina para rebozar las albóndigas.
- 300 ml de caldo de carne casero.
- Un poco de leche para remojar el pan.

Preparación:

1- Para hacer las albóndigas ponemos la carne picada en un bol y le añadimos sal, pimienta, el ajo, el perejil  y todas las especias. Removemos bien con ayuda de una cuchara de madera. 
Ponemos el pan desmenuzado a remojo en leche.


2- A continuación echamos el huevo, el pan escurrido y removemos bien hasta que quede todo integrado.



3- Con las manos enharinadas y con ayuda de una cuchara, vamos haciendo las albóndigas del tamaño que mas os guste y las pasamos por harina. reservamos en un plato hasta que tengamos todas hechas.


4- freímos las albóndigas en una sartén con aceite de oliva hasta que estén doradas y las ponemos en un plato con papel absorbente para que suelten el exceso de grasa.


5- Una vez fritas todas las albóndigas, colamos el aceite y lo ponemos en una cazuela honda. Cortamos la cebolla en brunoise y la zanahoria en aros finos y los pochamos en el aceite con una pizca de sal hasta que la verdura esté tierna. Vamos removiendo de vez en cuando para que no se pegue.


6- Una vez pochada la verdura, añadimos el tomate, el vino blanco y las pasas y dejamos cocinar 5 minutos para que se evapore el alcohol.


7- A continuación añadimos el caldo de carne, rectificamos de sal si es necesario y trituramos la salsa.



8- Echamos las albóndigas en la salsa y dejamos cocer el conjunto a fuego medio 20 minutos removiendo de vez en cuando para que no se pegue.


9- Servimos las albóndigas sobre una base de salsa bien caliente.


Nota: La receta original pertenece Thermorecetas.com y la podeis ver AQUÍ

¡¡ BUEN PROVECHO !!